Claves para disfrutar a lo grande de los espacios pequeños - Capítulo 1

Lo que hoy se denomina Small Living es, más que una tendencia, una necesidad que ha existido siempre: la de habitar de forma creativa, cómoda y práctica esos espacios y estancias que no cuentan la amplitud entre sus puntos fuertes.

Presentamos una selección de muebles de exterior apilables, modulares y multifuncionales que, sin renunciar al estilo, nos muestran cómo su ingenioso diseño nos puede hacer la vida más cómoda (y divertida) en ambientes pequeños.

Apilar: un gesto inteligente para triunfar en las distancias cortas

Sillas apilables Diabla

Las ventajas de las sillas y mesas apilables son bien conocidas en ámbitos como la hostelería. Este tipo de muebles posibilitan montar y desmontar espacios en momentos concretos, además de ahorrar sitio de almacenamiento.

La silla sin brazos GRILL es un buen exponente de diseño apilable, muy fácil de imaginar tanto en jardines, terrazas, restaurantes y hoteles, así como en espacios interiores y exteriores privados e incluso oficinas, salas de reunión y estudios. La simplicidad en las líneas, vinculada al uso de perfiles de aluminio de sección cuadrada, se suma al componente de ingenio técnico por el que se genera un patrón geométrico una vez hay varias piezas apiladas. Cuando son en distintos colores, el efecto es casi escultórico.

Lo mismo ocurre con VENT, nuestra silla camaleón, que también es apilable. Es por ello que, no solo encaja en todo tipo de ambientes y estilos decorativos —al aire libre y también a cubierto—, sino que puede ser un comodín perfecto para ampliar zonas de reunión en momentos determinados, ocupando muy poco mientras permanecen almacenadas. Las sillas VENT son muy resistentes, pues su asiento y respaldo, que son una sola pieza, están hechos en poliuretano rígido y las patas son de varilla de acero.

Versatilidad: un rasgo común a las piezas multifunción

Colección D12

A menudo, una terraza o estancia despejadas y cómodas no se definen tanto en metros cuadrados sino en una correcta distribución y una buena elección en los muebles. En ambas cuestiones, los diseños multifuncionales pueden tener mucho que ver a la hora de sacar el máximo partido a un ambiente que no vaya sobrado de centímetros.

Un pequeño porche o una terraza acogedora pueden convertirse en un oasis para la relajación sin límites, en un comedor al aire libre o en una oficina improvisada. El truco es optar por piezas versátiles que permitan al espacio proporcionar distintos usos. Este es el caso de las butacas y las mesas-puf de exterior 356, de José A. Gandía-Blasco Canales y Pablo Gironés, caracterizadas por sus formas redondeadas y estética aerodinámica y perfectas para formar mil y una combinaciones dentro y fuera de casa gracias a lo ligero y divertido que resulta pensar nuevas configuraciones.

Todas las piezas de la colección D12, de Marià Castelló, también son aptas para ambientes interiores y exteriores. La mesa auxiliar, los estantes y los percheros D12 pueden también tener muchos usos y desplegar todo su atractivo y funcionalidad en lugares como una zona de hamacas, un rincón de lectura, junto a la cama, en el recibidor o la oficina… Trazados en una fina varilla de acero, estos diseños son, además, fáciles de reubicar y encajar en cualquier estilo decorativo.

Modularidad: ambientes que crecen visualmente

Sillones Lilly

LILLY, sencilla y grotesca en sus formas, tiene en la geometría de su modularidad la clave de su equilibrio en cualquier rincón. Sin o con brazo —a uno u otro lado—, da nombre a una colección compacta con muchas posibilidades en espacios pequeños, puesto que toma forma de butaca o sofá de distintas plazas y reserva toda la superficie ocupada al confort, sin adornos adicionales. Sus formas básicas, ideadas por Democràcia Estudio, están abrazadas por un sistema modular que aporta movimiento, fluidez y versatilidad, cualidades muy apreciadas en ambientes no muy amplios.

PLOID, diseñada por Romero & Vallejo, es una serie modular integrada por tan solo tres elementos con los que podemos configurar múltiples asientos y transformar una atmósferaindoor u outdoor— según las necesidades: de sofá a chaise longue, daybed o love seat en un par de movimientos y con la ayuda de un sistema de fijación que evita que las piezas se deslicen. El puf PLOID, a su vez, funciona como mesa, taburete o banco para compartir, algo ideal cuando hay más invitados que espacio disponible.

Colección Clip

CLIP, fabricada en polietileno 100% reciclable y concebida por José A. Gandía-Blasco Canales, esconde múltiples opciones en su aparente sencillez.

A partir de únicamente dos piezas de trazo sinuoso y estudiado diseño se pueden componer desde una butaca relax a un sofá infinito con mesa auxiliar. Con ello, esta colección se vuelve en una gran aliada cuando se trata de amueblar espacios exteriores pequeños y cambiantes donde es preferible apostar por piezas adaptables a los metros cuadrados disponibles en cada momento. En paralelo, la ligereza visual que brinda su baja altura suma amplitud en terrazas de superficie limitada.

Nuestro carácter nómada, inquieto y espontáneo es la razón por la que su catálogo está repleto de soluciones idóneas para decorar ambientes de reducidas dimensiones —exteriores e interiores— y contrarrestar los inconvenientes que esa característica podría conllevar.